Semillas AutoFlorecientes

Son fáciles de cultivar, rápidas de cosechar y no son muy exigentes. Dependiendo de la variedad, las podemos cosechar entre 8 y 10 semanas.

Las semillas de marihuana autoflorecientes son creadas a partir de cruces de plantas de cannabis indica o sativa con plantas de cannabis rudelaris.

El cannabis rudelaris tiene su origen en regiones septentrionales del mundo. Su ciclo vital de vida es debido a su adaptación al medio con pocas horas de luz y escasa intensidad de esta. Son plantas muy fuertes y resistentes.

Gracias a este cruce obtenemos semillas de gran rapidez de floración y evitamos problemas de plagas, hongos, moho o enfermedades típicas del cannabis. Este cruce con cannabis rudelaris nos permite cultivar estas semillas en zonas donde hay condiciones climáticas duras.

AutoFlorecientes
Sin Producto